BitCAr_Blog
Consejos: ¿Qué hacer si el camino está inundado?

Por BitCar

Compartir
camino inundado
Foto: Procar

Un camino inundado puede ser una situación peligrosa y desafortunadamente esas condiciones abundan en México en época de lluvias.

La fuerza del agua y la profundidad desconocida pueden convertir lo que parece un simple camino inundado en un riesgo para la seguridad y la integridad de los ocupantes del vehículo. Ante esta situación, es esencial mantener la calma y seguir algunos consejos prácticos para garantizar una conducción segura.

Recibe una sorpresa especial de BitCar al cotizar con el código ‘blog’

Detente y evalúa la situación

La primera y más importante acción que debes tomar cuando te enfrentas a un camino inundado es detenerte de inmediato y evaluar la situación. Observa la profundidad del agua y la velocidad del flujo. Si el agua está en movimiento y parece ser de alta profundidad, es aconsejable no intentar cruzarla. Incluso un nivel de agua aparentemente bajo puede tener corrientes ocultas que pueden arrastrar tu vehículo. Es esencial tener una visión clara de la situación antes de tomar una decisión.

Ante un camino inundado, busca una ruta alternativa o espera a que baje el agua

Si el agua no parece ser demasiado profunda y la corriente no es muy fuerte, puedes evaluar la posibilidad de cruzar con precaución. Sin embargo, lo más recomendable es buscar una ruta alternativa, si está disponible. Consulta tu GPS o mapas para encontrar caminos secundarios o desvíos que te permitan evitar la zona inundada. En caso de no tener otra opción, espera a que el nivel del agua disminuya antes de intentar cruzar con seguridad.

Evita cruzar en áreas desconocidas y no te arriesgues

Si estás seguro de que el camino inundado no representa un peligro significativo y decides cruzar, hazlo con extrema precaución. Asegúrate de que otros vehículos hayan cruzado con éxito antes de intentarlo tú mismo. Conduce lentamente, en primera o segunda marcha, para mantener el control y evitar que el agua entre en el sistema de admisión del motor. Mantén una velocidad constante, sin aceleraciones bruscas, para evitar que el agua salpique hacia el motor y provoque daños. No te detengas en el medio del camino, ya que arrancar nuevamente podría ser complicado.

Es importante estar atento a las condiciones climáticas y a las alertas de inundaciones emitidas por las autoridades. Si sabes que hay posibilidades de fuertes lluvias o inundaciones en la zona, planea tus rutas con anticipación y mantente informado sobre el estado de las carreteras. Siempre es preferible evitar caminos inundados o áreas propensas a inundaciones cuando sea posible.

Otros
artículos